Historias ciudadanas

 

La pasada semana en este espacio mochilero, nos referíamos a la exposición de arte en beneficio de la Fundación Hospital de la Isla del Rey, que está abierta hasta el día 12 del presente mes de Agosto…apreciado lector, entre tú y yo, no crees que con lo que tenemos que aguantar, me refiero a sa punyetera calor, soy merecedor de unas vacaciones de excursiones ciudadanas y periferia. Vatuadell cent llamps, la que ha saltado de alegría ha sido mi inseparable compañera…la mochila, se ha descolgado rápidamente de mi espalda y a su lugar de descanso.

Por supuesto, no tiene nada que ver que no salgamos por iniciativa propia, a que nos faciliten situaciones reivindicativas ciudadanas, al menos hasta que haya pasado este tiempo bochornoso.

Mi amigo E., el otro día me recomendó visitar una exposición sobre el turismo en Menorca, la cual está ubicada en la Sala d´exposicions del Claustre del Carme, que permanecerá abierta hasta el 28 del presenta mes de Agosto, titulada <<Como aquí, en ninguna parte. Menorca y el turismo 1911-2017>>…además me dijo: <<cuando entres dale un vistazo a la decoración de la entrada>>.

Vatuadell cent llamps (perdón por el bis, pero es necesario), a mano izquierda una ¿planta? que la pobre seguramente, lleva mucho tiempo con un deplorable aspecto, que es el hazmerreir de los visitantes que van a la exposición y la biblioteca-archivo de la Fundació Rubió Tuduri, por cierto, anualmente reciben más de 10.000 visitas; a la derecha un armario sobre el cual hay depositados rollos de cables, en vez de guardarlos en su interior, están a la vista.

Una exposición muy interesante, con una proyección de video, de aquella Menorca cuando empezaba con el turismo…me he recreado con estas filmaciones en Super8, una agradable sorpresa, ver a los dos hermanos Montañes, de jóvenes en el puerto de Mahón, Tito pilotando su lancha y Mercedes (EPD) practicando el esquí acuático.

Se agradece el aire acondicionado de sus instalaciones y recomiendo a las personas que no la han visitado, que lo hagan, vale la pena…y a los responsables de la Sala de exposiciones, jubilen o entierren aquet pelleringu de ramell.

 

Esta misma semana, S. un conocido de hace años, en envía un whatsapp, para que denuncie una situación, que más de una vez se tropieza en ella, los excrementos de caballo abandonados sobre la acera, que el pobre animal no ha podido esperar a llegar a su establo, para evacuar…Lo que no hay derecho es que el propietario, no recoja ipso facto, esta mierda…Nos estamos refiriendo al camino que bordea el Hospital Mateu Orfila, usado por peatones y ciclistas. Estoy convencido que la mayoría de jinetes actúan con civismo, pero son unos pocos, los que pasan olímpicamente de recoger la mierda…lo mismo lo podemos aplicar a los propietarios de perros.

Solución, aunque costosa monetariamente hablando, implantar ADN a los animales y sanciones económicas contundentes a los propietarios.

josebarberalles@gmail.com

 

One Response to “Historias ciudadanas”

  1. Buenas tardes, os ha dicho alguien que vuestra web puede ser adictivo ? estoy preocupada, desde que os recibo no puedo parar de mirar todas vuestras sugerencias y estoy muy feliz cuando recibo uno más, sois lo mejor en español, me encata vuestra presentación y el curre que hay detrás. Un beso y abrazos, MUCHAS GRACIAS POR VUESTRO TRABAJO, nos alegrais la vida.

    Saludos

Leave a Reply