Archive for Marzo, 2013

Encaje ciudadano

Jueves, Marzo 21st, 2013

Los ciudadanos tenemos la posibilidad de que nuestra ciudad esté en perfecto estado de revista o todo lo contrario, que parezca una pocilga… (perdón por lo de cerdos).

Estarás de acuerdo, apreciado lector, en que en nuestros hogares no tiramos las colillas al suelo; si el perro suelta el “regalito” lo recogemos; no ensuciamos las paredes con pintadas (perdón, graffitis); los trastos viejos como sillas, mesas, televisores, ordenadores, somieres, etc. de los que nos queremos desprender, los tenemos fuera de la vista de las visitas inesperadas; aunque no seamos unos “manitas” cambiamos las luces fundidas, baldosas si están rotas. Todo esto lo hacemos sin el menor esfuerzo para que nuestro hogar sea agradable y lo más acogedor posible, ya que pasamos allí una parte muy importante -en cuanto a tiempo – de nuestras vidas.

Seguro que cuando sales por la puerta de tu hogar te gustaría encontrar tu ciudad sin que algún incívico ciudadano nos haya fastidiado con su deplorable actitud totalmente contraria a lo que hemos mencionado anteriormente, lo de las colillas, cacas de perros, enseres inservibles, pintadas en las fachadas, etc., etc.; pero siempre hay ciudadanos -menos mal que son unos pocos – que cuando cruzan su portal, “vatuadell cent llamps”, adoptan estas incívicas actitudes.

El pasado domingo cruzando “Mô”, a las 8 de la mañana “rumbo” a la Isla del Rey, vi varias bolsas de basuras en algunos portales -sabiendo que no hay servicio de recogida los sábados- y una “señora” en particular, en vez de usar un contenedor, lo depositó en una papelera. En una céntrica calle, abandono de un viejo televisor y varios enseres desde el viernes anterior.

Pero menos mal que siempre hay excepciones.

Me pasó con un conocido que me comentó: “José, llevo varios días esperando verte para enseñarte una cosa que me preocupa, se trata de la valla ubicada en la calle Sant Josep, que está fuera de su sitio y podría provocar algún accidente a los peatones”. Nos dirigimos al lugar donde está dicha valla y me acordé que la pobre llevaba varias semanas coja y desencajada. “Fil a s’agulla”, tomamos las medidas para confeccionar una barra de madera, conseguimos una que encajaba perfectamente y, posterior montaje… La valla lleva varios días bien colocada gracias a nosotros tres, el “conocido” por su preocupación, el “vecino” por ayudar a repararla y el “mochilero” por la barra de madera.

Cuando nos íbamos, una voz sentenció a nuestra espalda: “Al.lots, molt bé, ses coses de tots no són de ningú”, vosotros tres que no “trabajáis” para la administración local, que no tenéis hijos o nietos que van a la guardería, habéis actuado como buenos ciudadanos, muchas gracias…”. Nos giramos para ver quién nos hablaba y nos quedamos de piedra. Dicha “voz” era de la valla que acabábamos de “encajar”. “Si vivim coses veurem”.

Camí des Moro

Sábado, Marzo 16th, 2013

El titular es cachondo pero es lo que hay, y por supuesto sin ganas de ofender a nadie, siempre he pensado que uno es blanco, otro negro, otro amarillo, etc. pero para la buena convivencia, nunca hay que poner un adjetivo ofensivo. Lo importante es tener sentido del humor y poder reírte de ti mismo. Como decía el futbolista camerunés Eto’o: “Voy a correr como un negro para vivir como un blanco”. En mi caso particular siempre he dicho que tengo una nariz adecuada para llevar gafas, nunca se me resbalan por tener un buen apoyo.

Un vecino de Es Castell me comentó hace un par de días, que en la zona del talayot de Trepucó, había un poste de señalizaciones tirado por los suelos desde hacía varias semanas y me recomendaba, por favor, que fuera a verlo y por supuesto “denunciarlo” por la mala imagen que daba a los transeúntes de la zona talayótica. La nota curiosa es que el encargo me lo hizo este vecino, mientras estaba dialogando con nuestro presidente del Consell Insular, el cual riéndose me comentó: “José, per lo que veig tens una feinada …”

Como me viene de paso – habitualmente voy al Club de Tenis Mahón – me puse a “investigar” donde puñetas estaba el poste de autos, lo encuentro, foto al canto, una persona que pasa cerca me dice: “Caña al mono…a ver si lo arreglan de una vez”. Como si buscara setas, a un par de metros veo un cartel escondido entre la maleza, que ponía: “Camí des Moro”. Os puedo asegurar que no tuve bemoles para adentrarme por este camino por la maleza reinante, os puedo asegurar que el Moro ya hace mucho tiempo que no pasa por él, y dudo que Indiana Jones se atreviera.

Recomiendo con urgencia reponer en su sitio el poste mencionado y limpieza a fondo des Camí des Moro, ya que hemos solicitado de la UNESCO que se nos nombre Patrimonio de la Humanidad por nuestro legado talayótico, no sea cosa que no nos concedan el título y de paso nos quiten lo de la Reserva de la Biosfera… si vivim coses veurem.

Binidalí

Sábado, Marzo 16th, 2013

Siempre me ha gustado la popular expresión: “Una imagen vale más que mil palabras”, por ser verdaderamente real y por supuesto efectiva. Te lo comento apreciado lector, ahora que estamos solos tú y yo, porque han transcurrido muchos años desde mi primer –si lo podemos llamar así– artículo con su pertinente fotografía, “denunciando” una situación con posibilidades de mejora. Escribía entonces sobre el abandono, por falta de conservación,  que estaba sufriendo la verja de s’Ajuntament de “Mô”.  Nos remontamos al año 2006, cuando siendo regidor, en la oposición, habíamos presentado una moción para que se arreglara con urgencia dicha verja, teniendo en cuenta la mala imagen que daba y siendo la puerta principal de Dalt la Sala. Dicha moción se aprobó por unanimidad, pasaron varios meses, nosotros recordando en los plenos al equipo gobernante lo de la dichosa verja porque la pobre seguía sin ser restaurada. Como siempre nos daban largas al tema, sin que nadie moviera un dedo, se me ocurrió reivindicarlo por la prensa insular. Dicho y hecho: escrito acompañado de una foto y en pocas semanas teníamos la verja, situada ‘dalt ses escales’ consistoriales, presumida toda ella por haber “sufrido” una cirugía estética de dalt de tot.

Mi oficio de “mochilero” ha ido mejorando con los años, gracias a los colaboradores espontáneos que me mandan de excursión. Unos vecinos de Sant Climent, me habían comentado hace tiempo que en la urbanización de Binidalí, al final del Paseo Marítimo, el asfaltado presentaba un estado deplorable, siendo una queja general de los visitantes que esperan encontrar nuestra querida isla en perfecto estado de revista.
Entono el mea culpa… se me había olvidado visitar el lugar recomendado, se nota que el “mochilero” se vuelve mayor. Como tengo la sana costumbre, con tres amigos jubilados, de desayunar cada semana en el Casino de Sant Climent y posteriormente “echar” una partida de domino, me recordaban que tenía pendiente visitar Binidalí.

Apreciado lector, lo creas o no, açò des berenar i sa partida de dòmino nos lo recetó un galeno, alegando que no sabía si con esta receta viviríamos más, pero que lo pasaríamos de coña.

Máquina de retratar dentro de la mochila, puro habano y coche con destino a Binidalí. Mientras conducía me venían imágenes de  juventud ya que era un lugar que visitaba con mi novia, que hoy es mi esposa, por tener unas vistas panorámicas preciosas de la costa sur.

La urbanización en general, en buen estado, tanto casas como calzada y aceras, pero…”vatuadell cent llamps” la zona que me habían “recomendado” los ‘santclimenters’, parecía que había soportado una guerra –recuerdo que la nuestra  terminó el 39–, carteles indicadores por el suelo, zona huérfana de asfalto, baches como cráteres… Recomendación a los de Dalt la Sala: inspección al canto y envío de “tropas” para adecentar el lugar, sin esperar la época estival.

Amigo lector, el “mochilero” como no tiene dedicación exclusiva para estos menesteres, o sea que no cobra, alguna vez los encargos se le demoran, pero como me gusta cumplir, pido disculpas, si son aceptadas bien y si no me importa un carajo. Ahora… si las excursiones son de este calibre, rogaría una pequeña aportación monetaria para cuando tenga que cambiar algún neumático o amortiguador. Què te pareix?
–––
barber-alles@terra.es