Puente Pintor Calbó

Quién no se acordará con cariño de la película “El puente sobre el río Kwai” con la soberbia interpretación de Sir Alec Guinness? Este film consiguió popularizar la “Marcha del Coronel Bogey”, una melodía militar británica que los soldados silbaban al desfilar. Han pasado los años y cuando se proyecta de nuevo en alguna cadena de TV, los de nuestra edad nos rejuvenecemos un poco…era el año 1957.

Hoy toca hablar de otro puente, por supuesto no del río Kwai, sino de la calle Pintor Calbó de Mahón.

En una reciente conferencia en el Ateneo, una señora vecina del “Pintor Calbó” me “encargó” una excursión mochilera, ya que en una de las aceras de dicha calle había instalado desde hacía varios años, un andamio que molestaba a todo ‘quisqui’, provocando molestias de toda índole, tanto a peatones como a vehículos.

Quedamos para ver ‘in situ’ el “puente”, comprobamos que la obra estaba paralizada desde hacía mucho tiempo, los peatones que circulaban por debajo del mismo debían ser no muy altos ni muy gruesos -recomiendo a los jugadores del Menorca Bàsquet abstenerse de su uso- Otro problema, los camiones de reparto y de reciclaje no pueden pasar cuando hay un coche más largo de lo normal aparcado en batería delante del mismo.

Mientras paseábamos me llama mi amigo Jaume, para comentarme que en la calle Sant Lluís Gonzaga, a la altura del súper, están instaladas unas vallas protectoras, que parece ser que lo único que protegen son unas hierbas que han crecido en su interior…Ya que estaba en faena, ‘cap a Sant Lluís Gonzaga’, y efectivamente la barrera “en su lugar descanso”. Un par de curiosos me comentan, “¿vostè sap què punyetes fan aquí des de fa temps?”. Callada por respuesta ya que no intuí el porqué estaban allí instaladas…Jaume, lo siento por tu interés pero tendrás que preguntarlo a los de Dalt la Sala…Dicho queda.

––––
barber-alles@terra.es

Leave a Reply