Balaustrada herida leve…

En nuestros hogares, de vez en cuando se producen accidentes, o sea, percances materiales que deterioran nuestro piso, casa, chalet, etc., provocados por acciones involuntarias debidas al ir y venir de las personas que en aquel momento estamos en el habitáculo.

Por consiguiente, tenemos que tomar una decisión, para solucionar el desperfecto: 1/ llamar a un profesional para su arreglo, 2/ bricolaje personal en marcha, metiendo mano al cajón de las herramientas ó 3/ lo menos habitual, dejarlo sin arreglar, y es cuando damos la sensación de ser unos dejados de cara a propios y extraños.

Si tomamos la 1ª decisión, nos cuesta billetaje, o sea euros (pero contribuimos a que haya menos paro). Con la 2ª, en un principio será más económica, siempre que no seas como “Pepe Gotera y Otilio”, ya que a veces es peor el remedio que la enfermedad (con ésta casi siempre te cuesta billetaje, y  por consiguiente la frase de tu mujer: ja t’ho he dit, millor crida perquè ho vénguin a arreglar) y la 3ª es la decisión que no debemos nunca tomar.

Pasadas la fiestas de los Reyes Magos de Oriente, una parte de la balaustrada que está ubicada en la cuesta de la Pescadería de Mahón (enfrente de la calle Portal de Mar) sufrió un desperfecto y con buen criterio profesional, pero provisional, supongo, la apuntalaron con taulons de madera, para evitar males mayores. Hasta aquí, todo muy bien, pero…

Recomendaría al responsable municipal, por motivos de imagen pública de nuestra querida ciudad, que verdaderamente sea una situación provisional y no se convierta en definitiva, como pasó hace varios años con la barandilla metálica situada en el mirador del mercado, situada en el Mercado, o sea en la otra parte de la misma cuesta (se trata del principal acceso a Mahón desde el puerto), que pusieron unos listones de madera y de la provisionalidad han quedado definitivos, sin el arreglo pertinente de dicha barandilla metálica.

“Pepe Gotera y Otilio: chapuzas a domicilio”, va muy bien para los cómics, pero la vida real debe ser diferente y más si la actuación es pública… què li hem de fer.

Leave a Reply